Denuncian a vecino de Villa Dorada que sufre el Síndrome de Diógenes

Compartir
Denuncian a vecino de Villa Dorada que sufre el Síndrome de Diógenes.

Empalme, Sonora.- Un vecino del fraccionamiento Villa Dorada 2 se ha dedicado durante los últimos meses, o tal vez años, a colectar cuanto desecho se encuentra en la calle, lo que va acumulando en el patio de la casa donde vive, lo que tiene muy descontentos a sus vecinos.

La casa se ubica en cerrada Turquesa, la que se puede observar llena de cascarones de televisores, sillas, mesas en desuso, piezas de plástico y muchas otras cosas más, lo que genera muy mal aspecto de ese domicilio.

Pero además, genera fauna nociva, porque en el lugar han detectado alacranes, arañas, cucarachas y otros bichos que se pasan a las viviendas contiguas, creando problemas a sus moradores.

Dicha persona es un joven del sexo masculino, del que desconocen su nombre; lo que si saben es que es adicto a las drogas y la mayor parte del tiempo anda bajo el efecto de las mismas, por lo que tienen temor que se comporte agresivo con ellos si le llaman la atención.

Exponen los vecinos que si el patio se encuentra en esas condiciones, seguramente el interior de la casa ha de estar igual o peor, lo que representa un gran peligro, sobre todo en caso de un incendio.

Dicen van a solicitar la intervención de la autoridad para que le llamen la atención y retire toda esa basura.

Síndrome de Diógenes

El síndrome de Diógenes es un trastorno del comportamiento que se caracteriza por el total abandono personal y social, así como por el aislamiento voluntario en el propio hogar y la acumulación en él de grandes cantidades de basura y desperdicios domésticos. Afecta, por lo general, a personas de avanzada edad que viven solas.

En 1960 se realizó el primer estudio científico de dicho patrón de conducta, bautizándolo en 1975 como síndrome de Diógenes.

Esta denominación hace referencia a Diógenes de Sinope, filósofo griego que adoptó y promulgó hasta el extremo la independencia de las necesidades materiales y los ideales de privación (lo que se conoce como cinismo clásico); se emplea esta denominación porque Diógenes solo portaba consigo lo estrictamente necesario y, por tanto, coincide con la conciencia de las personas que sufren este síndrome ya que creen que todo lo que almacenan o guardan es o será necesario en algún momento.