Fallan delincuentes en caso de extorsión telefónica

Compartir
Movilización policiaca-militar en Guaymas y Empalme, por un intento de secuestro.

Guaymas, Sonora.- Luego de una intensa movilización policiaca-militar, que se extendió por Guaymas y Empalme, se descubrió que extorsionadores telefónicos tenían en proceso un caso más, bajo un supuesto secuestro express, el cual fue frustrado al presentarse oportunamente el reporte sobre estos hechos.

Las víctimas de este grupo delincuencial, que se dijeron integrantes de un cártel del Sur de Sonora, estuvieron a punto de afectar al señor Jonhatan, su esposa Dulce y la hija Deylani, residentes de la comunidad rural de Maytorena, en el Valle de Empalme.

El jefe de familia andaba en Guaymas cuando le llamaron del número (951) 342 2745, y a partir de ahí iniciaron las indicaciones sobre una supuesta banda criminal que pretendía afectar a su familia, parta lo cual le pidieron los números telefónicos de su esposa e hija.
Lo hicieron que se hospedara en un hotel céntrico y que ahí permaneciera mientras ellos hacían “la operación”, que no era otra que exigirle a su familia la cantidad de 200 mil pesos por liberarlo.

Finalmente, al paso de algunas horas, el caso fue reportado ante las autoridades policiacas, lo que generó la inmediata movilización policiaca-militar, hasta lograr frustrar las intenciones de este grupo delictivo, que además utilizó en sus llamadas de extorsión el número (667) 356 8249.