Inicio Estatal

La empalmense Rosalía había sido ‘levantada’ y golpeada meses atrás; hoy fue ejecutada

Compartir

Empalme, Sonora.- La joven Rosalía Yazmín Duarte Canevett, de 24 años de edad, el 16 de mayo fue víctima de un ataque físico por parte de un sujeto desconocido, al momento de que ella caminaba por el bulevar 16 de Septiembre; tres meses después publicó a detalle lo sucedido y hoy, este lunes 31 de agosto, fue asesinada a balazos.

Como ya informamos en este medio con la oportunidad debida, a las 6:40 horas Rosalía Yazmín abrió la reja de su vivienda, localizada en la esquina de las calles Los Arrecifes y De la Bocana, a fin de instalar su puesto de venta de comestibles en la banqueta.

De pronto sujetos armados llegaron al lugar y le dispararon en múltiples ocasiones, al momento que ella buscaba resguardarse en su casa; quedó sin vida justo frente a la puerta.


En su muro de redes sociales, el 9 de junio escribió: “MUJERES!! Cuídense en serio, siempre manténganse alertas, ahorita no se puede confiar en NADIE (menos por la situación que estamos viviendo), una persona te puede dar las buenas tardes algunos días, y no significa amabilidad, puede ser su próxima víctima, no se sabe. Solo hay que estar alertas!!”.

Pero el 16 de agosto la publicación fue más explícita: “Hoy exactamente 3 meses fui violentada mientras hacía caminata en el bulevar 16 de Septiembre en Empalme. Su motivo fue robarme el celular, pero desconozco la razón porqué me levantó y me llevó a las vías del tren, donde me golpeó, me pateó y me asfixió. Gracias a Dios me dio la fuerza para salir huyendo y por seguir viva. El hombre huyó con mi blusa y mi liga de mano, lamentablemente iba tan bien cubierto que no pude ver su rostro, pero si ven a un hombre de 29 a 35 años, piel morena y de estatura de 1.70 a 1.80 y te hace creer que su moto está descompuesta, esa es su técnica, háblale a alguien o aléjate de él. Es un hombre peligroso que puede acabar con tu vida”.

Y agrega: “No me había atrevido a contar lo sucedido, pero he visto muchos casos de mujeres violentadas e insultadas en la calle, lo cual se me hace tan injusto de cómo te pueden quitar la tranquilidad y sentirte insegura en la calle. Me quedó un espantoso recuerdo que hasta hoy no puedo olvidar y que un 16 de mayo que no podía creer que me estaba pasando esto a mí. Estamos pasando una difícil situación por el Covid-19, pero eso no les da ningún derecho a las personas a lastimar a los demás. Por favor no salgan solas”.

Este lunes Rosalía Yazmín salió sola a la banqueta de su casa, solo para encontrar las balas que le cortaron la existencia.

Descanse en paz.