Gran consternación ha causada el fallecimiento del cantante guaymense Francisco Fourcade

Compartir

Guaymas, Sonora.- Gran consternación causó entre familiares y amigos la noticia del fallecimiento de Francisco Javier Fourcade Romo, quien fuera encontrado sin vida en un canal situada frente a la Universidad Vizcaya, donde horas antes se pensaba había escapado de los sujetos que agredieron a balazos el vehículo en el que viajaba y donde fue ejecutado Diego Valencia, alrededor de las 18:20 horas, sobre el bulevar Luis Encinas y el entronque con calle Óscar Ruiz Almeida.

En redes sociales no se dejaron esperar los mensaje de pronto resignación para su familia:

Leonel Araujo Torres: Es una gran pena enterarme de esta noticia, FRANCISCO FOURCADE era un buen muchacho, muy talentoso, con gran carisma y que solo quería salir adelante y sobresalir en el medio tan duro y tan difícil que es la música.
Me pesa muchísimo la forma tan cobarde le arrancaron la vida.
Mi más sentido pésame a toda su familia, todos grandes amigos.
Ana Calderón Mi más sentido pésame para su familia fourcade romo dios les de la fortaleza que ocupan en este momento tan difícil un fuerte abrazo 😢dios lo reciba en sus brazos pancho francisco como le decía cuando veía a tu mami
Como se informó la segunda víctima de estos hechos violentos fue identificada como Francisco Javier Fourcade Romo, con residencia en Guaymas en el sector Delicias, quien se dedicaba a componer y cantar ‘Narco-Corridos’; con ello aumentó a dos el número de víctimas que dejó el ataque armado.

La primera víctima fue quien conducía un vehículo de la marca Chevrolet ‘Beat’, color azul, y justo frente al Oxxo situado a un costado de la Universidad Vizcaya, cuando un carro se le emparejó y le disparó una ‘lluvia’ de balas, quedando sin vida a bordo de la misma unidad un joven de nombre Diego Valencia.

Se dijo que su acompañante Francisco Fourcade había logrado escapar pero horas después localizaron el cuerpo sin vida del cantante tirado sobre un canal situado a un costado de la agresión.